Cuídate en verano I: Golpe de calor y deshidratación

¿Que es un golpe de calor?

Es uno de los problemas mas graves y seguramente el que causa mas victimas en verano después de los ahogamientos. El golpe de calor es la elevación de la temperatura corporal por encima de valores normales, (sobre unos 40ºC).

Los golpes de calor pueden provocar graves daños en el organismo ya que estos dejan de funcionar correctamente a temperaturas tan elevadas, por eso es importante evitar la exposición prolongada al sol y las temperaturas altas. También hay que tener en cuenta los primeros síntomas que nos van avisando de que podemos estar ante un golpe de calor, estos son:

-Náuseas y vómitos.

-Calambres musculares

-Debilidad

-Palpitaciones

-Mareos

-Sudoración excesiva al principio y falta de sudor después

-Dolor de cabeza y confusión

De no tomar medidas, las siguientes consecuencias podrían ser: aceleración del ritmo cardiaco con latido débil, inconsciencia y coma.

¿Qué es sufrir una deshidratación?

El golpe de calor puede llevar consigo una deshidratación o no, por eso lo voy a poner a parte. La deshidratación sucede cuando eliminas mas liquido del que has ingerido y tu cuerpo no tiene suficiente liquido por lo que no puede llevar a cabo las funciones normales del organismo. Esto puede pasar tanto en verano como en invierno, aunque es mucho mas frecuente en verano debido a las altas temperaturas que aceleran la eliminación de líquidos.

La deshidratación puede suceder por muchas causas, por ejemplo, sufrir una diarrea severa. En cualquier caso, en este articulo nos referiremos a la deshidratación por exceso de temperatura. Puede suceder por ejemplo al hacer deporte en horas de mucho calor y perder mucho líquido rápidamente y no hidratarse de forma adecuada.

Deshidratarse le puede suceder a cualquier persona, pero es más frecuente y grave en personas con enfermedades crónicas, niños y personas mayores.

Cualquier persona puede deshidratarse, pero esta afección es especialmente peligrosa para los niños y los adultos mayores.

En cuanto a los síntomas podemos destacar los siguientes:

-Boca y lengua seca

-Sed excesiva

-Micción menos frecuente

-Orina de color oscuro

-Fatiga

-Mareos y confusión

Hay que añadir una cosa, y es que los síntomas en este caso es algo muy relativo. Una persona puede estar sufriendo una deshidratación y no tener sed. Así que dicho esto lo importante es tener mucho cuidado y estar alerta siempre, es muy importante beber liquido constantemente.

La deshidratación se puede revertir en casos leves simplemente bebiendo líquido, pero en casos mas graves es necesaria ayuda medica urgente.

Complicaciones en casos más graves

-Diarrea durante más de 24 horas

-Sangre en las heces o heces oscuras

-Problemas renales y urinarios

-Convulsiones

 

Grupos de riesgo

Cualquiera puede sufrir un golpe de calor, pero hay personas que son más vulnerables a padecerlos y que tienen que extremar aún más las precauciones, estos son los niños y lactantes, los ancianos y los enfermos crónicos (diabéticos, personas con enfermedades cardiovasculares, respiratorias, renales o neurológicas), también los deportistas y los que trabajan al aire libre.

Según algunos estudios el 80% de las personas que sufren un golpe de calor tienen mas de 65 años, además es la segunda causa de muerte más frecuente entre los deportistas.

Evitar la exposición prolongada al sol y las temperaturas altas, sobre todo en las horas centrales del dia

¿Cómo podemos evitar llegar a esta situación?

Es importante seguir estas recomendaciones para evitar las causas que provocan un golpe de calor o una deshidratación:

-Evitar realizar ejercicio o actividades intensas en las horas de mas sol y calor. Trabajadores y deportistas son un grupo importante de riesgo.

-Evitar estar sometido a temperaturas elevadas durante mucho rato y mas aun si la humedad también es elevada. Calor y humedad son muy mala combinación.

-No quitarse la ropa si hace calor y ya estamos sudados. El tejido ayuda a retener la humedad.

-Hay que beber líquido, cuando hace calor es muy importante mantener el cuerpo bien hidratado.

-No bebas alcohol ni café, ya que aumenta el metabolismo y también la temperatura corporal.

-Evitar también las comidas grasas, su difícil digestión hace que aumente la temperatura.

 

Primeras medidas a tomar hasta que llegan los servicios de emergencia

Hasta que llegan los servicios de urgencias se pueden tomar una serie de medidas para reducir los síntomas y ayudar a la persona afectada a recuperarse antes:

-Primero poner a la persona afectada a la sombra y ponerle los pies en una posición elevada. Si no se le retira del sol inmediatamente la temperatura podría seguir subiendo.

-Llamar al teléfono de emergencias urgentemente.

-Quitarle la ropa e intentar disminuir la temperatura corporal, aplicando paños mojados o hielo en axilas o ingles.

-Poner a la persona afectada, si es posible, en un lugar con aire acondicionado o ventiladores.

-Bañar con agua fría siempre que la temperatura sea superior a 40ºC, dejar de hacerlo si baja a 38ºC para evitar hipotermias. Controlar la temperatura corporal constantemente.

-Controlar la temperatura cada 15 minutos, para tomar otras medidas si fuese necesario.

 

¿Alguna vez habéis sufrido un golpe de calor o deshidratación? ¿Cómo fue?  Cuéntanos tu experiencia dejando un mensaje justo debajo de este artículo.
Vota este articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  • Responsable Habitos Saludables S.L.
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en https://www.habitossaludables.net/aviso-legal/.