11 remedios naturales para tratar la psoriasis

¿Qué es la psoriasis?

La psoriasis o eczemas (no confundir con el rash u otras dermatitis o erupciones cutáneas) es una enfermedad de la piel que se caracteriza por las lesiones de color rojo y con escamas que aparecen en la misma. Es una enfermedad inflamatoria y crónica que aparece sobre todo en codos, rodillas, manos y cuero cabelludo, aunque también puede aparecer en otras partes del cuerpo o afectar a las uñas y articulaciones.

Esta enfermedad se suele originar debido a problemas en el sistema inmunológico, se manifiesta por brotes (periodos en los que mejora, llamados también remisión y otras épocas del año, en el que a simple vista y sin motivo aparente empeoran los síntomas.

No es una enfermedad que repercuta en la salud o en la vida, aunque el paciente si que puede sufrir problemas psicológicos debido al estado de su piel y afectarle en el ámbito emocional, físico, laboral, sexual, económico…

 

Tipos de psoriasis

La psoriasis solo es el nombre que se la da a cierto tipo de afecciones. Por lo tanto, es importante conocer que tipos de psoriasis existen y cuáles son sus síntomas para poder entender que es lo que no está sucediendo y qué tipo de psoriasis padecemos.

Psoriasis en placas

Es el tipo de psoriasis más frecuente ya que afecta hasta al 80% de las personas que padecen esta enfermedad. Se caracteriza por formar placas rojas con un relieve cubierto con escamas blancas. Las placas pueden aparecer en casi cualquier zona del cuerpo aunque es más habitual en espalda, rodillas, codos y cuero cabelludo.

Psoriasis en cuero cabelludo

Igual que en el caso anterior, este tipo de psoriasis también es muy frecuente aunque algo menos. En este caso, los síntomas también son psoriasis en forma de placas que suelen aparecer de forma leve en el cuero cabelludo formando escamas finas, aunque en ciertas personas se puede agravar formando escamas más gruesas que llevan a cubrir mas allá del cuero cabelludo, afectando a la zona que va comprendida desde la nuca hasta la frente y por alrededor de las orejas.

Psoriasis guttata o en gota

Este tipo de psoriasis es menos frecuente que los dos anteriores y solo afecta al 10% de los que padecen esta enfermedad. En el caso de la psoriasis guttata afecta sobre todo a niños y adolescentes, donde la enfermedad se manifiesta en pequeños puntos rojos  de unos 2 cm con escamas distribuidas de forma irregular por todo el cuerpo. A veces puede provocar también infecciones, acabar en una psoriasis en placas o desaparecer sin ni siquiera tratamiento. Este problema responde bien a la fototerapia y al tratamiento tópico pero puede volver a aparecer tras sufrir anginas, infección por bacterias como los estreptococos o problemas en general de la faringe-amigdalitis.

Psoriasis pustulosa

Este tipo de psoriasis es muy poco frecuente y se suele dar como una complicación de la psoriasis en placas debido a la reacción de ciertos medicamentos o por interrumpir el tratamiento que se venía siguiendo contra la psoriasis. Los síntomas de este tipo de psoriasis son pústulas llenas de pus que afectan sobre todo a pies y manos. Al igual que el resto de psoriasis, esta tampoco se contagia pero sí que es más grave y en casos más extremos puede ser necesario incluso el ingreso hospitalario.

Psoriasis flexural o invertida

Es uno de los tipos de psoriasis menos comunes y suele aparecer sobre todo en ingles, axilas, debajo de los pechos y en cualquier pliegue de la piel como en los glúteos, entre las nalgas o genitales. Sus síntomas son placas de color rojo muy intenso y grietas en los bordes. Al estar en esas zonas tan delicadas pueden empeorar con el calor, el sudor o el roce. Su tratamiento es difícil ya que los medicamentos pueden producir irritación y porque los corticoides no deben usarse en zonas muy extensas.

Artritis psoriásica

Es un problema relacionado con la psoriasis y que sufren el 30% de los que padecen la enfermedad. En este caso, los síntomas son inflamación de las articulaciones, dolor y rigidez. Para tratar este problema hay que usar los mismos remedios que si de una artritis reumatoide se tratase.

Psoriasis eritrodérmica

Se da con muy poca frecuencia pero es una de las psoriasis mas graves, llegando incluso a poner en peligro la vida del que la padece. Sus síntomas son placas rojas escamosas que pueden llegar a cubrir prácticamente todo el cuerpo. En casos más graves, la piel se vuelve muy roja, caliente y se descama hasta el punto de afectar a la barrera que nos protege del exterior, por ese motivo es un tipo de psoriasis tan grave y que suele ser necesario el ingreso hospitalario.

Psoriasis en palmas de las manos y plantas de los pies

No es grave pero si que puede ser la más molesta ya que este tipo de psoriasis debido a la zona donde aparece puede afectar al trabajo y la vida diaria y personal. Sus síntomas son piel agrietada, dolor y en algunos casos llegan a sangrar. Al afectar a la planta de los pies incluso pueden llegar a aparecer problemas de movilidad.

Psoriasis en las uñas

Este tipo de problema ungueal se puede dar de diferentes formas (puntos en las uñas, deformación, manchas amarillas…), además de estos síntomas, también puede llegar a causar problemas estéticos y molestias para realizar trabajos manuales.

Psoriasis en la cara

También se puede dar el caso de que la psoriasis aparezca en el rostro, no es frecuente, ni grave, pero cuando sucede si que es un gran problema a nivel estético y que interfiere en nuestro día a día, nuestro vida profesional y la personal. Se puede llegar a confundir con la dermatitis seborreica y su tratamiento es difícil, ya que la piel de la cara es muy delicada y sensible.

 

Causas de la psoriasis

Se han hecho muchas investigaciones pero a día de hoy aun no se ha dado con la causa exacta que provoca la psoriasis. Se saben los factores que  pueden hacer que empeore y se sabe que es una enfermedad inflamatoria autoinmune provocada por un trastorno en el sistema inmunológico.

En la psoriasis, el sistema inmunológico ataca a las células y los tejidos sanos de nuestro cuerpo, provocando que la ultima capa de la piel crezca más rápido de lo normal (cada 3 o días en vez de 28 días que sería lo normal) provocando placas psoriásicas.

Se piensa pues, que la psoriasis puede ser producida por factores genéticos y ambientales. Pero aun así, necesita un factor que provoque la enfermedad.

Entre esos principales factores podemos destacar:

Estrés, ansiedad y nerviosismo: según algunos estudios, los estados de ansiedad y nervios son la principal causa por la que aparece y se propaga la psoriasis

Traumatismo: también llamado fenómeno de koebner. En este caso, un golpe en la piel puede provocar lesiones de tipo psoriasis. También se puede dar con quemaduras solares, picaduras, cortes, erupciones por medicamentos y cicatrices postoperatorias.

Infección crónica por virus y bacterias: las infecciones víricas o bacterianas pueden provocar psoriasis o empeorar las ya existentes.

Medicamentos: según estudios, algunos medicamentos como los betabloqueantes, antipalúdicos o el litio pueden provocar psoriasis o la aparición de brotes.

Clima: el calor, frio, viento, humedad… con los cambios de tiempo y estación pueden aparecer los brotes de psoriasis.

Otros factores: Drogas, tabaco, alcohol, cambios hormonales, mala alimentación, obesidad… son también causa de que la psoriasis empeore.

 

Síntomas de la psoriasis

Como hemos visto en el apartado de los tipos de psoriasis, cada una es diferente, afecta a un grupo de personas diferentes y los síntomas también pueden variar, pero en líneas generales, los principales síntomas de la psoriasis podrían ser la aparición de manchas rojas en la piel que de normal son de pequeño tamaño o en casos más graves afectar a áreas mas grandes del cuerpo.

Estas placas pueden convertirse en escamas de color plateado o blanquecino y provocar protuberancias en la zona afectada. De normal, estas placas suelen aparecer en espalda, cuero cabelludo, extremidades, axilas, genitales, ombligo, uñas, planta de los pies, manos… como podemos ver dependiendo de la psoriasis puede afectar a una zona en concreto o a varias.

Otros síntomas son piel seca o agrietada, picazón, ardor, articulaciones inflamadas y rígidas, engrosamiento de piel y uñas e incluso estas últimas pueden tener un aspecto de picadas y acanaladas.

En casos más graves puede haber heridas profundas, sangrado, dolor e infecciones.

¿Existe una cura para la psoriasis?

Para esta pregunta que lógicamente se hace todo el mundo que tiene esta enfermedad no me voy a extender mucho. Desgraciadamente, la psoriasis a día de hoy, es una enfermedad crónica que dura para toda la vida por lo que no tiene cura.

Hay una serie de remedios y de tratamientos que pueden reducir los síntomas y la aparición de brotes pero aun así no queda otra alternativa que convivir con esta enfermedad.

 

Evolución a largo plazo

¿Y qué es lo que sucede con el paso de los años con una enfermedad que no tiene cura? ¿En que puede acabar todo esto o como será la vida del que sufre esta enfermedad?

Como hemos visto ya en este articulo, la psoriasis no tiene cura por lo que hay que aprender a vivir de la mejor manera posible con esta enfermedad crónica aun teniendo en cuenta que no siempre es posible y que la gente llega a desesperarse y a sufrir una sensación de desanimo y de fracaso terapéutico.

La psoriasis y algunos de sus síntomas pueden incluso provocar problemas de sueño que acaban afectando al ritmo normal del día a día. También, por otro lado, el tener las placas durante toda la vida y en según qué zonas como cabeza, manos o genitales afectan a la autoestima y dificultan las relaciones sociales, de pareja o laborales.

En definitiva, de cara al futuro tenemos dos problemas, el de la psoriasis a nivel físico y el psicológico o social debido a la limitación, frustración y desanimo que esta enfermedad provoca en el individuo y que además de suponerle un problema que puede afectarle en lo laboral, también lo acaba alejando de sus familiares, amigos y de mantener relaciones sexuales, todo ello provocado sobre todo por el sentimiento de vergüenza de mostrarnos ante el mundo con esa enfermedad.

Es importante trabajar en ese clima de desgaste para que no afecte en la calidad de vida del paciente. Por lo tanto es vital ser conscientes del problema que tenemos, ser responsables y constantes con los cuidados de la piel y la y aprender a aceptar el problema hasta con ayuda psicológica si fuese necesario

 

Remedios naturales y caseros contra la psoriasis

Recordamos una vez más que la psoriasis no tiene curación definitiva pero sí que se puede lograr que sea menos agresiva o reducir los brotes siguiendo una serie de consejos y trucos y sobre todo siendo muy, pero que muy constante.

Usar emolientes después del baño cuando la piel esta humedad. Existen emolientes específicos contra la psoriasis. No confundir con las típicas cremas hidratantes, los emolientes son mucha más efectivos, utilizados para casos más serios que una simple piel seca.

Usar emolientes naturales. También existe la opción de aplicar avena coloidal, harina de avena, infusión de manzanilla o aceite de oliva que son emolientes naturales muy efectivos para tratar la psoriasis.

Aplicar baños de sol. Diversos estudios han demostrado que la psoriasis mejora durante el verano debido a la mayor exposición a los rayos solares.

Fototerapia o puva. Una alternativa al sol es la fototerapia. Este tratamiento es muy efectivo y consiste en exponer la zona afectada a luz ultravioleta controlada (UVA o UVB).

Aloe vera. Aplicar aloe vera en las zonas afectadas por psoriasis es uno de los mejores remedios para tener la enfermedad controlada.

Compresas de vinagre de manzana. El vinagre ayuda a aliviar el picor y la descamazón.

Infusión de cardo mariano. Esta planta ayuda a desintoxicar el organismo y a mantener a raya la psoriasis.

Bicarbonato de sodio. Aplicar un paño impregnado con bicarbonato de sodio y agua también ayuda a aliviar el picor.

Pimienta cayena. Tiene multitud de propiedades y una de ellas es que es antiinflamatoria. Se puede conseguir en crema con capsaicina o prepararla en casa mezclando unas gotas de agua con 10 gramos de cayena.

Aceite de árbol de té. Es el remedio estrella, sirve para todo. Lo único que hay que tener siempre en cuenta es que para usar este producto primero hay que mezclarlo con agua o puede llegar a dañar la piel. También es muy efectivo si se mezcla con aceite de coco.

Tomar jugos que ayudan a mejorar la piel. Como por ejemplo batiendo 2 plátanos, 50cc de aloe vera, 1 cucharada sopera de cacao, otra de canela ceylan y de arándanos y 300cc. de agua.

 

“Lo mejor para controlar la psoriasis es seguir a rajatabla y durante un largo periodo de tiempo algunos de los remedios naturales vistos y seguir una alimentación adecuada con los consejos que veremos a continuación.”

 

Alimentos para combatir la psoriasis

La alimentación no va a curar la enfermedad pero si que puede ser una ayuda para mantenerla a raya. Para ello es importante hacerse un plan de alimentación que incluya los siguientes productos:

-Verduras y hortalizas (alcachofas, judías, brócoli, zanahorias, puerros, cebolla, espinacas, calabaza, calabacín…)

-Cereales, quinoa, trigo sarraceno y amaranto u otras semillas

-Carne blanca sin piel

-Pescados azules, ricos en ácidos grasos omega 3

-Fruta fresca y sin procesar

Es importante consumir alimentos ricos en fibra y ácidos grasos esenciales, así como beber agua y tomar alimentos con vitaminas A y D.

 

Alimentos que empeoran la psoriasis

Estos son los alimentos que pueden llegar a empeorar la enfermedad y que es mejor evitarlo si queremos tener menos brotes o que estos sean de menor intensidad:

-Carnes rojas y procesadas con altos niveles de grasas saturadas

-Pescados con niveles altos de mercurio como el pez espada

-Lácteos, sobre todo la leche

-Café y cualquier otro producto que contenga cafeína

-La yema de los huevos

-Gluten, es aconsejable evitar el consumo de productos que contengan esta proteína

-El maíz y todos sus derivados

-El azúcar, es importantísimo eliminar cualquier producto que contenga azucares añadidos.

-Harina blanca y cualquier otra industrial o de dudosa calidad

-Frutas cítricas como la naranja, el limón y el pomelo

-El alcohol, su consumo empeora la enfermedad de una manera increíble

-Alimentos procesados, comidas preparadas, bollería y cualquier otro producto de baja calidad.

En general, lo importante es reducir el consumo de proteínas, azucares, grasas saturadas y evitar alimentos de difícil digestión o que causen alergias.

 

¿Es contagiosa la psoriasis?

La psoriasis no es contagiosa y tampoco es una enfermedad que indique un descuido en la higiene personal. En un principio tampoco es hereditaria, aunque sí que existe predisposición genética, esto quiere decir que si la sufre alguno de los progenitores hay más probabilidades de que en el futuro la sufran también sus hijos.

No hay que olvidar que además de ese factor genético, también existen otros factores que pueden desencadenar esta enfermedad.

 

¿Qué es la artritis psoriásica?

La artritis psoriásica es una artritis inflamatoria causada por la misma psoriasis.  Suele provocar inflamación en las articulaciones y sus principales síntomas son dolor, deformidad en las articulaciones y limitación para realizar actividades con la zona afectada.

Es un problema crónica pero no suele afectar a todo el mundo por igual, en algunas personas es un brote leve que se da de forma ocasional y en otros casos los síntomas son continuos y permanentes.

En cualquier caso es importante acudir al médico y empezar un tratamiento cuanto antes para evitar que vaya a peor. Ejercicio, dieta y controlar el estrés son los puntos clave a tener en cuenta para mejorar los síntomas.

 

Video sobre la psoriasis

A continuación podrás ver un documental que cuenta la vida de seis pacientes con psoriasis así como los últimos avances para curar esta enfermedad.

Tienda online de remedios contra la psoriasis

Es difícil o incluso imposible acabar con la psoriasis, pero estos remedios naturales que podrás encontrar a continuación pueden ayudar a reducir los síntomas o que los brotes aparezcan con menos frecuencia:

Vota este articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Habitos Saludables S.L. .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios webempresas.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.